.
.

Prensa Curicó

.

Gendarmería Maule informa medidas para reducir riesgos frente al coronavirus en sus recintos.


Medidas tienen por objetivo proteger a los privados (as) de libertada así como a los funcionarios de la Institución.

La información sobre las medidas adoptadas para el funcionamiento de las unidades penales y especiales de Gendarmería en la región del Maule, fue entregada por su Director Regional Coronel Pedro Villarroel Camilo, el que a su vez, mantiene una coordinación directa con el Seremi de Justicia.

Desde que se presentó el primer caso de coronavirus el mando regional ha seguido los protocolos instruidos por la Dirección Nacional de Gendarmería, y el Ministerio de salud, manteniendo diversas reuniones de coordinación con los servicios de la red de justicia  y salud local, según explicó su Director.

Según indicó el Coronel Villarroel Camilo “El objetivo es reducir el riesgo de contagio del virus para la población penal, los propios funcionarios que deben prestar servicio día a día en medio de la pandemia, y la comunidad en general, en especial a través de la visita habitual que reciben las personas privadas de libertad”.

Cabe señalar, que Gendarmería comenzó a prepararse para enfrentar el covid-19 desde el mes de febrero. Las medidas implementadas en todas las unidades penales y especiales del Maule son:

Se redujo la frecuencia y cantidad de visitas para la población penal. Solo pueden recibir 2 visitas una vez a la semana, esto puede sufrir modificaciones según avance la pandemia.

Se controla la temperatura de cada persona que ingresa a la visita en penales y también se está incorporando a los centros de Gendarmería, que funcionan en el medio libre.

Capacitación a funcionarios de todas las Unidades de la región sobre prevención del Covid-19.

Se ha entregado  insumos de protección personal para los funcionarios de Gendarmería como mascarillas, guantes, jabón y alcohol gel de los más de 20 centros de Gendarmería en la región.

Todos los carros de Gendarmería, están equipados con un kit especial para el traslado de casos sospechosos.

Diariamente se entregan insumos de cuidado personal a la los privados de libertad que están más vulnerables al contagio.

Se inició la campaña de vacunación contra la influenza. En cifras actuales ya se han administrado 1536 dosis de las cuales 1132 corresponden a población penal y 400 a funcionarios de Gendarmería.

Si hubiese un caso sospechoso de coronavirus entre la población penal, se estableció un estricto protocolo de aislamientoen coordinación con la red de salud. Se cuenta con un espacio para aislamiento en cada penal, que cumple con la normativa sanitaria.

Por ahora se mantiene la recepción de encomiendas y las visitas íntimas.

Se comenzó a implementar otras medidas paralelas para cubrir todas las necesidades de comunicación de las personas privadas de libertad, a través del sistema de video conferencia, que les ha permitido mantener contacto con los defensores penales, tribunales o incluso en algunos casos con sus familiares, asegurando así parte de sus derechos humanos básicos.

Finalmente la máxima autoridad de Gendarmería en la región destacó “Quiero dar mis públicos agradecimientos a nuestros funcionarios (as) que en medio de esta contingencia, han estado cumpliendo sus labores con un alto compromiso, pese a que también existen riesgos de su salud y tienen su propia familia que proteger. Estamos al servicio de la seguridad del país, a través del cuidado de las personas privadas de libertad, entendiendo que las cárceles no pueden cerrar”.

Vistos

  • Total Score 0%
User rating: 0.00% ( 0
votes )



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *